Zu hemen zaude: HomeHistoriaLekittarrakLekittar HerrikoakIsidro Salinas

Isidro Salinas

Idatzita 

Isidro Salinas Gaminde jaio zen, Kanpilluan, 1915eko Ekainaren 15eko Lekeitio-n. 2001ean hil zen.

Realizó los estudios de Bachiller en los Marianistas de Vitoria-Gasteiz. Comenzó los estudios de medicina en Madrid, pero pronto dejó la capital española para trasladarse a Salamanca a partir del segundo curso. En dicha ciudad tuvo oportunidad de encontrarse con muchos vascos.

En 1942 acudió a la clínica de Julian Guimos para cursar la especialidad de urología. Al año siguiente, comenzó a trabajar en el Hospital San Antonio Abad de Donostia. Durante los años que estuvo en Donosita, acudía con frecuencia a Lekeitio, para ayudar al médico que ejercía en la villa.

Cuando quedó vacante el puesto de médico en la cofradía de Lekeitio, Don Isidro lo solicitó y se lo concedieron. Desde entonces, en 1944, hasta la fecha de su jubilación, en 1982, ofreció sus servicios a todos los lekeitiarras.

D. Isidro tenía su consulta en Arranegi. Permaneció en el pueblo a pesar de las numerosas ofertas que tuvo para salir fuera (a Barcelona, por ejemplo). También pasaba consulta en los demás pueblos de Lea-Artibai. Realizaba sus recorridos en autobús, e incluso a caballo. En una ocasión que acudió a caballo a un caserío, quedó aislado en el mismo durante dos días a causa de la nieve. Fue el único médico oficial de la Vuelta Ciclista durante 25 años. Carrera que nuestro pueblo conoce perfectamente, ya que han sido muchas las ocasiones en las que ha pasado por él mismo.

Entrevista realizada para un revista. 

Como médico de Lekeitio, que es su pueblo, don Isidro Salinas podría decirse que es, por encima de otras consideraciones, amigo de sus pacientes. 

--Cuando termine la carrera estuve una temporada en Bilbao y luego en Donostia-San Sebastián, pero muy pronto vine aquí a ocupar una de las plazas de médico y desde entonces aquí estoy. 

--¿Como ha cambiado la medicina en un pueblo de entonces para aca? 

--Se ha ganado mucho en comodidad. Cuando yo empece el consultorio apenas contaba con 105 enfermos, había que visitarles en sus casas y a cualquier hora de la noche, aunque fuese muchas veces una cosa sin importancia. 

Hay otra faceta en don Isidro Salinas que lo convierte en personaje popular a nivel de todo el pais. Fue jefe de los Servicios Medicos de la Vuelta a España. 

--Pero eso es una cuestion de amistad y de afición, hombre si, hace dieciseis años yo fui al frente de los primeros médicos españoles que íbamoa a un cursillo de medicina deportiva en Milan y asi empecé. 

--¿Cual ha sido la Vuelta que más trabajo le dio? 

--Fue el año que se suspendio la subida a Pajares por culpa de la nieve. Era impresionante el número de ciclistas con afecciones pulmonares. 

--¿Hay corredores que se pegan al medico mas que otros? 

--Sí, a algunos casi no te los puedes quitar de encima. A veces yo hago como que les doy una imyección en plena carrera para que ellos vean que les he atendido. Muchas veces es una simple cuestion de moral en los momentos en que estan casi agotados. La sicologia es primordial en esos momentos. 

--¿Algun corredor le ha asombrado por sus facultades fisicas? 

--Loroño tenía una potencia asombrosa y una voluntad ferrea. 

--¿Cómo termina, desde el punto de vista medico, un hombre cuando ha realizado el tremendo esfuerzo que exige una carrera de este tipo? 

--Termina agotado, pero tienen un enorme poder de recuperación. Ademas, el corredor es un hombre acostumbrado al sacrificio. Yo he visto hacer mas de doscientos kilómetros con dos costillas rotas y bajar desde el alto de Los Leones hasta Madrid con una fractura de femur, pedaleando con un solo pie. Son de verdad, unos hombres admirables. 

Gracias don Isidro Salinas tu también eres admirable y vaya desde aquí este pequeño homenaje.

 

Irakurrita 31 bidar